• Producción supera a la del 2020
  • $150 millones en exportaciones
  • Muy buenos precios en subasta

Para la actividad ganadera este año 2021 ha sido muy positivo, todos sus indicadores reflejan crecimiento, lo que representa un importante aporte a la economía del país.

Uno de los rubros más importantes es el de producción. Al cierre del 31 de octubre se contó con una producción de 76,248 toneladas de carne bovina, con un promedio mensual de 7,625 toneladas, siendo este superior al promedio mensual del año anterior en 145 toneladas y se espera finalizar el año en aproximadamente 91,497 toneladas de carne bovina producidas, por lo que se proyecta que supere al año anterior en un 1.92%.

Estas son cifras de producción superiores incluso al 2019, año prepandemia, aseguró Luis Diego Obando director ejecutivo de la Corporación Ganadera (CORFOGA).

En cuanto al consumo se espera terminar el año 2021 con un consumo per cápita aproximado de 13.7 kilogramos, con una recuperación leve en relación con el periodo de crisis del año anterior.

Obando destacó los buenos precios que han tenido los productores en las 22 subastas que operan en el país, privadas o de cámaras de ganaderos y sin distingo del tipo de animal. “Al comparar con el año anterior durante el mismo periodo la variación interanual promedio de los terneros y los animales pesados es de 27.7% y 18.4% respectivamente, estas condiciones propician el incentivo de la comercialización en pie del ganado”.

Otro aspecto sobresaliente de la actividad ganadera en los últimos años y en este 2021 es el de las exportaciones. Los datos de la Corporación Ganadera señalan que al cierre de septiembre del 2021 se exportaron 24,507 toneladas de carne de res, (fresca, congelada, despojos y embutidos) siendo China el principal destino con aproximadamente un 60% del producto exportado en su mayoría carne congelada. Se espera cerrar el año con un aproximado de 32,675 toneladas exportadas, siendo superior al año anterior en un 5.6% considerado un periodo de pandemia, si lo comparamos con un periodo sin pandemia o sea al cierre del 2019, la exportación del 2021 sería 15.6% superior, indicó el director ejecutivo de CORFOFA.

Lo contrario ocurre con las importaciones de carne bovina, para el cierre de este 2021 se proyecta una compra de 9,856 toneladas, menor a la del año anterior en un 3.7%.

Obando vislumbra para el 2022 que China continue demandando carne, lo que es positivo para el país y en general se espera que se mantenga fuerte la demanda global. 

La llamada crisis de contenedores es un asunto muy problemático para el sector agropecuario, pero no tanto para el sector cárnico porque lo que se necesita de insumos es poco, los animales consumen pasto y la pastura lo que necesita es sol, agua y los nutrientes del suelo, indicó el director ejecutivo de CORFOGA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *